En este momento estás viendo MOTORES PARA CINTAS DE CORRER. LO QUE NECESITAS SABER

MOTORES PARA CINTAS DE CORRER. LO QUE NECESITAS SABER

La característica más importante en una cinta de correr es el motor.

Es por eso que los motores generalmente tienen una garantía diferente (suele ser más larga) del resto de componentes de las cinta.

Si está buscando comprar una cinta de correr nueva o cambiar una que ya tiene, saber qué tipo de motor elegir es vital para asegurar la longevidad de su máquina y evitarse problemas en un futuro.

El motor es el componente al que más atención hay que prestar, ya que es el que más importancia tiene, mecánicamente hablando, en una cinta de correr.

Motor para cinta de correr

Dentro del mercado hay motores de distintas características y capacidades y no todos son iguales aunque lo parezcan.

Es importante tener en cuenta algunas variables y características en el motor que monta la cinta de correr antes de realizar la compra. Esto le asegurará, que la máquina para correr o andar que lleva a casa, es la adecuada y la que mejor según su estilo de vida y objetivos de actividad física.

Hay que tener en cuenta la calidad del motor para un uso a largo plazo, sobre todo para los usuarios más serios de la cinta de correr. Cuanto mejor sea la calidad menos probable será que se sobrecaliente y tenga averías frecuentes.

Uno de los indicativos de la calidad del motor en una cinta de correr es la garantía que el fabricante da sobre él. Si la calidad es buena, el fabricante dará más tiempo en la garantía (hasta 8 años o más en motores de cintas de correr de calidad). Aconsejable sería a partir de 2 años.

Motores para cintas de correr

Aspectos a tener en cuenta en los motores para cintas de correr

La potencia continua de trabajo que aporta el motor de la cinta de correr en un uso regular al conjunto de correa, rodillos y banda, se mide en caballos de fuerza (HP ó  CV). Así pues, la potencia de trabajo continuo del motor es su capacidad de mantener, cómodamente, una determinada carga de trabajo prolongada en el tiempo variando velocidad e inclinación.

Pico de trabajo de un motor. Es el máximo de fuerza o caballos que alcanzará el motor de la cinta de correr realizando un trabajo de máxima exigencia (usuario muy pesado, alta velocidad, banda sin lubricar,…) en un momento determinado. Esto es solo sostenible por poco tiempo. Si este pico de trabajo se mantiene en el tiempo, la “salud” del motor podría verse perjudicada.

Este dato hay que tenerlo en cuenta puesto que en ocasiones se venden cintas de correr en cuyas especificaciones se exagera la potencia de trabajo del motor indicando como potencia del motor la de su pico máximo en lugar de la potencia de trabajo continuo (CHP). La potencia normal de trabajo continuo del motor es diferente del pico máximo y es el dato que hay que buscar a la hora de adquirir una cinta de correr.

Un motor de 2CHP es más potente que un motor de 2HP.

El precio de la cinta suele ser otro indicativo de la calidad de sus componentes. Es probable que una cinta de correr por debajo de los 1000€ no tenga la mejor calidad en sus componentes y acabe dando problemas a corto plazo. Un motor de baja calidad probablemente será más ruidoso y su vida útil será muy corta.

Piense en el tipo de uso más frecuente que dará a su cinta de correr. Según el grado de exigencia al que vaya a ser sometida influirá en las calidades y precios de la cinta. Sobre todo en el motor y directamente en la electrónica que lo controla y le suministra los voltios y amperios para funcionar.

Algunas indicaciones como ejemplo:

Si la cinta de correr se va a emplear únicamente para caminar, un motor de 2CV de potencia debería ser suficiente.

Si la cinta de correr se va a utilizar para caminar o jogging, un motor de 2,5cv de potencia sería lo mínimo recomendable.

Si la cinta de correr va a ser utilizada por corredores, no sería recomendable un motor inferior a 2,5 o 3CV de potencia de trabajo continuo.

También hay que tener en cuenta el peso del apersona que utilizará la cinta de correr. Si esta pesa más de 90Kg sería recomendable incrementar la potencia del motor en 0,5CV a las indicaciones dadas anteriormente sin tener en cuenta los objetivos de forma física. Esta precaución alargará la vida útil del motor de su cinta de correr.

En cuanto al ruido, generalmente los motores de corriente continua (cc) suelen ser más silenciosos que los motores de corriente alterna (ca). Esto le puede interesar a la hora de decidir dónde colocar su cinta de correr dentro del domicilio o si ve la televisión mientras corre.

La importancia de los RPMs en las cintas de correr.

Las vueltas por minuto (RPM) son realmente importantes en el diseño del motor. La relación entre la potencia continua y las RPM es el torque. Este es el factor más importante a la hora de determinar el motor más adecuado para sus necesidades. Cuanto más bajos sean los RPM de un motor, más par tendrá – el par es la medida de una tendencia a causar rotación; en otras palabras, la fuerza de giro. Esto permite que el motor dure más tiempo. Recomendados motores con una clasificación de RPM de 4000 o menos, pero nunca más de 5000.

Esto es crucial porque aquí es donde muchos fabricantes comienzan a jugar, y aumentan, las calificaciones por encima de 2.5 en el rango de 3.5 y 4 HP. En muchos de esos casos, si examinamos la placa estampada en la máquina para correr, encontrará valores de RPM en el rango de 7000 a 8000. Así es como pueden salirse con la suya con estos números de calificación de HP inflados. Estos motores están girando demasiado rápido y están trabajando demasiado duro para aguantar los años que debe esperar en una cinta de correr de calidad.

Los retoques de RPM son solo una de las formas en que un fabricante puede aumentar la potencia nominal de un motor de cinta de correr.

Motor cinta de correr

¿Es mejor el motor de CA o el motor de CC para una cinta de correr?

Los motores de CA son, por diseño, más confiables que los motores de CC. Los motores de CC tienen escobillas que conducen la electricidad y deben cambiarse de vez en cuando. En un gimnasio donde la cinta para correr funciona de 12 a 14 horas al día, las escobillas deberían cambiarse cada 3 o 4 meses aproximadamente. Sin embargo, para el uso en el hogar donde el uso es más moderado, 2 horas al día, DC es más económico.

Motor de corriente continua:

– Vida útil aproximada del motor DC, 2.000 horas.

– Vida útil de las escobillas de carbón del motor de CC, 500 horas aproximadamente. Deben reemplazarse una vez estén gastadas.

– El uso continuo del motor de CC durante demasiado tiempo, puede producir elevaciones de corriente. El motor se calienta e incluso puede llegar a quemar la placa de alimentación  Es propenso a la protección de sobrecorriente, apagado automático.

Motor de corriente alterna:

– En comparación con el motor de CC, la misma cantidad de potencia de salida del motor de CA será mayor que la del motor de CC.

– Los motores de corriente alterna no llevan escobillas de carbón, por lo que no tendrá los inconvenientes del motor de CC.